ONU pide a México condenar “inequívocamente” ataques a la prensa

0
49
Foto: Infobae

El representante en México de ONU Derechos Humanos, Guillermo Fernández-Maldonado, pidió este martes a las autoridades mexicanas que condenen de forma inequívoca los ataques a la prensa en medio de la ola de violencia que padecen los periodistas en el país.

Para ello, incidió, la ONU ofrece acompañar al Estado mexicano “en el fortalecimiento de sus capacidades institucionales y en la implementación efectiva de estándares y normas internacionales para la protección de quienes ejercen el periodismo en México”.

Este mismo martes, el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, opinó que las Naciones Unidas “no tienen mucha autoridad” para criticar a México después de que el alto comisionado de la ONU para los derechos humanos, Volker Türk, cuestionara la poca “firmeza” del Gobierno en la lucha contra las desapariciones.

Reporteros Sin Fronteras (RSF) declaró a México como el país en paz más violento para los profesionales de la información, con 11 periodistas asesinados por su labor en 2022, la cifra más alta que ha registrado el organismo.

“2022 cerró con un repunte alarmante de periodistas asesinados en el mundo, entre ellos México, con 11 asesinados y un desaparecido vinculados con su labor periodística, más cuatro que siguen en investigación y sumarían 15”, dijo la representante de RSF en México, Balbina Flores.

Además, puntualizó que México ha aglutinado el 7 por ciento de los asesinatos a periodistas cometidos en los últimos 20 años, 125 de los mil 668.

Flores denunció que el país “no ha conseguido sacudirse la impunidad y la inseguridad” que afectan a los comunicadores y que siguen existiendo zonas de “silencio informativo” en estados como Guerrero, Michoacán, Veracruz, Guanajuato, Tamaulipas o Zacatecas.

También señaló la “estigmatización” a la que las “altas esferas del Gobierno” someten a los periodistas.

Latinoamérica, con México a la cabeza, fue en 2022 la región del mundo más mortífera para los periodistas, según el informe que publicó este martes el Comité de Protección de Periodistas (CPJ, siglas en inglés).