Corte Suprema de EU acepta examinar demanda contra derecho al aborto

0
58

La Corte Suprema de Estados Unidos accedió este lunes a examinar un caso que podría cuestionar el histórico fallo de 1973 que legalizó el aborto en todo el país.

Al escuchar el caso en su próximo periodo, que comienza en octubre y termina en junio de 2022, los jueces analizarán si anulan una parte central del histórico fallo de Roe vs Wade de 1973, que legalizó el aborto a nivel nacional, al estudiar una demanda de Mississippi para revivir una ley del estado impulsada por los republicanos que prohíbe el procedimiento después de la semana 15 del embarazo.

En la decisión Roe vs Wade, reafirmada en 1992 y que ha sido un objetivo de larga data de los conservadores religiosos, el tribunal dijo que los estados no pueden prohibir el aborto antes de la viabilidad del feto fuera del útero, que generalmente los médicos consideran entre las 24 y 28 semanas. La ley de Mississippi prohibiría el aborto mucho antes.

El fallo Roe vs Wade reconoció que el derecho constitucional a la privacidad personal protege la capacidad de una mujer para acceder al aborto.

En su decisión de 1992 sobre el caso Planned Parenthood del Sureste de Pensilvania vs Casey, el tribunal reafirmó el fallo y prohibió las leyes que imponen una «carga indebida» sobre la capacidad de una mujer para acceder alaborto.

Quienes se oponen al aborto tienen la esperanza de que la Corte Suprema limite o revoque la decisión de Roe vs Wade.

La corte amplió su mayoría conservadora de 5-4 a 6-3 luego de que el Senado confirmó el año pasado a la jueza Amy Coney Barrett, la tercera nominada del expresidente republicano Donald Trump.

Casos precedentes

En un fallo 5-4 de junio de 2020, la Corte Suprema anuló una ley de aborto en Louisiana que imponía restricciones a los médicos que realizan el procedimiento.

La difunta jueza liberal Ruth Bader Ginsburg aún estaba en la corte en ese momento, y el juez conservador John Roberts, quien preside el tribunal, votó con el ala liberal en el fallo.

Sin embargo, Roberts dejó en claro en ese momento que votó de esa forma porque se sentía obligado por el fallo de la corte de 2016 que derogó una ley similar en Texas.

La ley de Mississippi de 2018, al igual que otras similares aprobadas por estados liderados por republicanos, se promulgó con pleno conocimiento de que va contra el fallo Roe vs Wade.

Después de que Jackson Women’s Health Organization, la única clínica de abortos en Mississippi, presentó una demanda para intentar bloquear la medida, un juez federal falló en 2018 en contra del estado.

La Corte de Apelaciones del Quinto Circuito de Estados Unidos, con sede en Nueva Orleans, llegó a la misma conclusión en 2019, lo que llevó al estado a apelar ante la Corte Suprema.

Los estados pueden regular los procedimientos de aborto antes de la viabilidad siempre y cuando no impongan una carga indebida sobre los derechos de la mujer, pero no pueden prohibir los abortos. La ley en cuestión es una prohibición», escribió el juez del quinto circuito Patrick Higginbotham.

Excélsior