Conéctate
https://rrnoticias.mx/wp-content/uploads/2019/11/adsmart.jpg

Mundo

Cambia perfil de migrantes en Estados Unidos

Publicado

en

Publicidad

En la última década, 47 por ciento de los extranjeros que llegaron al país tenía estudios universitarios

Casi la mitad de los extranjeros que llegaron a Estados Unidos en la última década tenían estudios universitarios, un porcentaje superior al de décadas previas.

La llegada de trabajadores altamente capacitados reemplazó a la de obreros y constructores, que se redujo a raíz de la recesión.

Cifras difundidas la semana pasada por la Oficina del Censo indican que 47 por ciento de las personas nacidas en el extranjero que llegaron entre el 2010 y el 2019 tenían títulos universitarios, comparado con tres por ciento de los extranjeros llegados antes del 2009.

Esto responde a una serie de factores. El resultado fue una caída en la inmigración de América Latina y un aumento en la de asiáticos, que tienden a tener niveles educativos más altos, según expertos.

Los cambios en los patrones inmigratorios no responden sólo a las políticas de Donald Trump, que ha tratado de desalentar la inmigración desde el sur y retrata a los inmigrantes como una carga para los sistemas de salud, seguridad y bienestar, de acuerdo con los demógrafos.

“Esta información no coincide con las declaraciones del gobierno de Trump, que nunca se han basado en los hechos, sino en un aparente deseo de usar a los inmigrantes como chivo expiatorio, la causa de todos los males de Estados Unidos”, afirmó Cynthia Feliciano, profesora de sociología de la Universidad de Washington de San Luis.

“Incluso si consideramos el periodo previo al 2009, cuando la información sobre la educación de los inmigrantes no era distorsionada tanto, la noción de que los inmigrantes son una carga para la economía de Estados Unidos no estaba sustentada por la evidencia”, aseguró la especialista

La inmigración de América Latina ha disminuido desde hace más de una década y en los últimos años hubo más mexicanos que regresan a su país que los que vienen a Estados Unidos.

Una caída en las tasas de fertilidad de México que viene de hace dos décadas redujo la cantidad de jóvenes que se marchaban al norte en busca de trabajo y la recesión de hace una docena de años hizo desaparecer muchos trabajos en sectores como la construcción, que atraían a obreros con poca educación formal, señaló Karthick Ramakrishnan, profesor de ciencias políticas de la Universidad de California de Riverside.

“Hasta 2008, México era el país que más gente enviaba a Estados Unidos”, dijo Ramakrishnan. “Ahora eso cambió y son China y la India las principales fuentes” de inmigrantes. “Hubo una enorme declinación en la emigración de México y América Central y un aumento en la emigración desde Asia”, añadió.

La llegada de profesionales asiáticos responde a la demanda de personas con altos niveles de educación en tecnología, sector en el que Estados Unidos registra un déficit de profesionales.

Paralelamente en la década pasada, muchos asiáticos con altos niveles educativos que ya llevaban un tiempo viviendo en Estados Unidos empezaron a traer a sus familiares, que también tendían a tener altos niveles de educación, según Manuel Pastor, director del Centro para los Estudios de la Integración de los Inmigrantes de la Universidad del Sur de California.

Trump es un viejo crítico de la “inmigración en cadena”, expresión que usan los sectores contrarios a la inmigración masiva para describir la llegada de inmigrantes auspiciados por familiares.

Es la forma de inmigración legal más común.

“La política del gobierno era: necesitamos inmigrantes capacitados. Los estamos consiguiendo a partir de las familias”, afirmó Pastor.

Es una “bola de nieve”, afirmó Richard Wright, profesor del Departamento de Geografía de Dartmouth.

“La gente viene de Asia desde hace más de 50 años. Muchos vienen con títulos profesionales y pueden pedir a familiares que también han estudiado”, aseguró el académico.

Excélsior

Seguir leyendo