Inicio / Mundo / ‘Pronto Cuba será libre’, dice Trump en anuncio sobre nueva política
‘Pronto Cuba será libre’, dice Trump en anuncio sobre nueva política

‘Pronto Cuba será libre’, dice Trump en anuncio sobre nueva política

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró en Miami que “pronto se va a lograr una Cuba libre” y calificó de “brutal” al régimen castrista.

En el teatro Manuel Artime de la Pequeña Habana, que lleva el nombre de uno de los brigadistas de la fallida invasión de Bahía Cochinos (Cuba), en 1961, Trump expuso las líneas maestras de la revisión que ha decidido hacer en la política de normalización de relaciones con la isla iniciada por su antecesor Barack Obama.

Acompañado del vicepresidente Mike Pence, varios integrantes de su gabinete, el gobernador de Florida, Rick Scott, congresistas de origen cubano como Marco Rubio, Mario Díaz Balart y Carlos Curbelo y representantes de la disidencia cubana, Trump mencionó a los disidentes José Daniel Ferrer y Berta Soler, a los que no se les permitió viajar a Miami, pero “están aquí con nosotros”.

Los principales cambios son una prohibición para que las empresas de EU hagan negocios con compañías cubanas de propiedad o controladas por las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) de Cuba y restricciones a los viajes de ciudadanos estadounidenses a la isla.

Trump anunció la “cancelación” de la política de Barack Obama hacia Cuba y se mostró dispuesto a negociar “un acuerdo mejor” con la isla, pero solo si hay avances “concretos” para la celebración de “elecciones libres” y la liberación de “prisioneros políticos”.

No levantaremos las sanciones a Cuba hasta que todos los prisioneros políticos sean libres, todos los partidos políticos estén legalizados y se programen elecciones libres y supervisadas internacionalmente”, dijo Trump durante un discurso en Miami (Florida).

El gobernante retó a Cuba “a acudir a la mesa (negociadora) con un nuevo acuerdo que esté en el mejor interés tanto de su pueblo como” del estadunidense, y dio por “cancelado” el marco acordado entre Obama y Raúl Castro para normalizar las relaciones bilaterales.

El mandatario estadunidense advirtió, sin embargo, que “cualquier cambio” a su postura hacia Cuba dependerá de “avances concretos” hacia objetivos como las elecciones libres, la liberación de presos políticos y la entrega a la Justicia estadunidense de “criminales y fugitivos” que han encontrado refugio en la isla.

Fuente: Excélsior

Scroll To Top